Carta Abierta – La verdad de La Voz

Ya he perdido la cuenta de los escritos remitidos a la Voz de Lanzarote solicitando el Derecho de Rectificación que la Ley nos ampara a cualquier ciudadano, así como las réplicas y aclaraciones al medio realizadas, en la mayoría de las ocasiones sin éxito, cada vez que a lo largo de estos años han faltado a la verdad descaradamente en todo lo que ha tenido que ver con mi gestión desde el minuto uno que llegué a la Presidencia del Cabildo en el año 2009, cuando y desde entonces dejaron de ser beneficiarios de ciertos favores que hasta la fecha recibía este grupo mediático-empresarial desde el Cabildo y los CACT de Carlos Espino, en forma de enormes “prebendas económicas”.

 

Algunas de estas “prebendas” me temo que me veré de nuevo obligado a sacar a luz pública para recordarles cuáles han sido y serán siempre sus únicos intereses, aunque hoy me voy a centrar en el texto de la directora de La Voz que firma el artículo de opinión “La verdad sobre Pedro San Ginés”, dedicándome de nuevo este medio unas “amables” líneas, en la tónica destructiva y obsesiva contra mi persona que lejos de buscar “la verdad” insiste en presentarme como el origen de todos los males de Lanzarote.

 

Además de profesarme en este artículo ciertos calificativos, acciones y determinadas actitudes que simplemente, aunque me parezcan deleznables, no voy a entrar a calificar, respetando que es simplemente su opinión o más concretamente la del medio, comete de nuevo un “desliz” o patinazo de órdago en la información que apunta en su artículo.

 

Quizá la redactora olvidó citar, no sé si intencionadamente o por desconocimiento, el casi millón de euros que ha cobrado del Cabildo quien a su vez le paga, como copropietario del medio, al que -por cierto y aunque no lo crean- tengo en buena estima profesional, lo mismo que al señor Manuel Meca al que también estimo en lo personal. Concretamente, lo que ha percibido solo el señor Acosta es casi el 40% de los gastos totales que ha tenido la Institución por servicios jurídicos en 19 años de 22 despachos. Bien es verdad que casualmente el señor Acosta dejó de trabajar para el Cabildo justo cuando accedí a la Presidencia, cosa que es obvio que no me perdonan ni perdonarán sus hermanos, copropietarios del citado medio.

 

Volviendo al asunto que nos ocupa, lo verdaderamente grotesco del artículo, entre otras consideraciones y afirmaciones fuera de lugar y que faltan a la verdad, es cuando afirma -con la única intención de insistir en su mensaje y de reiterar la mentira- que he ocultado a la población lo que ella misma, como directora del medio digital, publicó en 2014. Información que publicó precisamente con la documentación que yo mismo facilité a la Oposición.

 

Exactamente dice en su artículo que el consejero Ramón Bermúdez pidió la información en la pasada legislatura y que “no obtuvo respuesta”. Pues bien, aquí tienen justamente el eco de mi respuesta al señor Bermúdez y lo que ella misma publicó como responsable del medio digital donde ahora publica que “nunca respondí” (pueden comprobarlo en el enlace de la propia noticia a la que hago referencia: http://goo.gl/hNpD8s).

 

“No dejes que la verdad te estropee un buen titular”, así debió enunciar su artículo por cuantas mentiras se desprenden de él y como muestra lo expuesto. ¿Se puede ser más desleal a la verdad, a la información, titulando como “mi verdad” un artículo lleno de falsedades?. Seguro que sí se puede, como habrán visto y en lo sucesivo verán.

 

El resto del artículo de opinión, peca de lo mismo, casi en su integridad, igual que su línea editorial pasada, presente y probablemente futura, aunque en realidad Isabel es solo una trabajadora del medio que respetando su opinión personal hacia mi persona, es otra víctima de ese mal llamado periodismo que hacen los señores Acosta, y en ese sentido quisiera expresar mi total respeto a la mayoría de los trabajadores y colaboradores de esa casa a quienes en absoluto puedo responsabilizar de la línea marcada por la propiedad, ni mucho menos cuestiono las noticias o informaciones que ellos publican o comentan en sus diferentes soportes. Mi verdad y la que conoce la gran mayoría de la población es otra, señores Acosta.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s